Un proyecto de
  • Captación de fondos
  • Cooperación internacional
  • Infancia y juventud
  • Salud

En Nigeria, 500.000 personas necesitan urgentemente comida y ayuda externa

“No podemos vivir solo de hojas; es lo único que tenemos”. Awa udu, desplazada en Nigeria.

“Nuestros hijos pronto morirán de hambre”. Aissa, desplazada en Nigeria.

 

En esta edición de Giving Tuesday, desde Médicos Sin Fronteras queremos contarte la crítica situación que Nigeria atraviesa.

En el estado de Borno, al noreste del país, nada menos que 500.000 personas desplazadas están viviendo sin comida, agua potable ni apenas asistencia médica.

Aisladas, bloqueadas y reagrupadas en una ciudad parcialmente destruida, dependen de una ayuda exterior que no tiene: ellas son las víctimas directas de los ataques y enfrentamientos entre Boko Haram y el ejército nigeriano.

Mientras, la desnutrición y las enfermedades están causando estragos, una situación especialmente alarmante en niños menores de cinco años, ya que un 15% sufre desnutrición aguda severa, que conlleva riesgo de muerte.

Por eso, necesitamos llevarles cuanto antes asistencia médica, alimentaria y de emergencia. Este desastre humanitario a gran escala necesita tu ayuda, y la necesita ya. Sin una respuesta operativa urgente, decenas de miles de personas pueden morir de hambre.

Y con un tratamiento ambulatorio adecuado y a tiempo, podríamos curar el 90% de los casos de desnutrición.

Queremos contar contigo y, por eso, te pedimos que nos hagas un donativo.

Con solo 40 €, podemos tratar con leche terapéutica a 10 niños con desnutrición severa.

Nuestro objetivo en Nigeria es seguir luchando contra esta emergencia nutricional: como tú, queremos salvar las máximas vidas posibles. Mañana puede ser demasiado tarde.